Con la moto no se liga… o sí

Todos conocemos a alguien (o a un montón de gente) que quiere la moto porque “mola”, para bacilar, para enseñarla, para ligar. Yo siempre he dicho que con la moto no se liga, que es una máquina, que la moto es para rodar y hartarse de hacer kilómetros. Pues bien, el otro día, con la excusa de probar una moto me encontré con algo muy curioso… a ver si voy a tener que replantearme todo lo que tenía claro hasta ahora…

video

Pues después de encontrarme con esta sorpresa algo había que hacer, ¿no?, pero ¿En qué andas pensando?, vaya mente más sucia tienes. Yo soy un tipo muy serio y muy formal, así que lo que estás pensando… de eso nada de nada (y menos aún lo iba a dejar por escrito). Pero bueno, algo se me ocurrió y en Galaroza te lo podré presentar en la carpa de Huelva Motera. No te lo pierdas.